Publicado el

Steampunk Packaging

packaging

¡Muy buenas pistachos nuestros!

Esta semana os traigo un repost sobre un packaging supermolón que hice hace ya algunos años. Fue un proyecto muy especial con muchísimo cariño porque era la caja para un regalo. ¡Espero que os guste tanto como me gustó a mi hacerlo y a mi pareja recibirlo!

¡Vamos allá!


Lo de que me gustan el diseño y el arte Steampunk es algo que seguro que todos sabéis ya. La culpa de esta afición la tienen en parte mi novio y su pasión por éste estilo. Vamos, que entre su gusto por lo retro industrial y el mío por la época victoriana, se juntaron el hambre con las ganas de comer.

Hasta ahora los regalos de aniversario que le he hecho han sido complementos para hombre de estética Steampunk, algo así como un ajuar retrofuturista. Y ¿qué es lo que hace una aficionada al scrapbook y el cartonaje cuando tiene que hacer un regalo? ¡Pues un packaing molón a juego! ¡Ea!

El primer packaging que hice fue esta pequeña cajita en la que venía el regalo: unos gemelos hechos con las letras de una máquina de escribir antigua, de esas con las teclas redondas. La reciclé (porque originalmente la caja era de cartón craft y ya) Quedé bastante satisfecha para ser de mir primeros intentos y la publiqué en el blog en el que participaba antes. Blog que se ha perdido con el paso de los años.

Regaloa
Este tercer año de relación quería hacer algo mucho más a lo grande y algo más espectacular. Lo primero que tenía claro, por supuesto, que tenía que ser una caja. «¿Una caja cuadrada con tapa?. Bueno, puede ser una opción«. Pero me machaqué los sesos un poco y me vino la inspiración «vitrinil». ¡Sep! Una vitrina para colgar. Pero una vitrina hecha por mí desde cero, ¿eh? Aquí las cosas hechas con cariño se hacen al 100%.

Os dejo las medidas por si queréis hacer vuestra propia vitrina ; P

Medidas

*Nota: Cuidado a la hora de elegir el pegamento. Ni en broma uséis cola blanca porque vais a estar horas y horas intentando que se pegue y se va a quedar fatal. ¡No! Cola blanca, ¡mal! Siempre es mejor utilizar cola de encuadernar, especial para este tipo de trabajos, mucho más flexible y resistente que la cola blanca. Personalmente aconsejo la de los chicos de CarrotCake, que es una pasada.

Los materiales que he usado en éste proyecto han sido:
-Cartón corrugado para la estructura, para que aguante bien los rigores del tiempo.
-Papeles de la colección «Steampunk Debutante» de Graphic 45 (para mi desgracia, descatalogada)
-Brads/clavitos de Prima Marketing INC.
-Die-cut de la misma colección de Graphic 45.
-Lazos de raso que me regalaron con la colección de papeles.
-Abecedario color negro estampado con pentagrama de Basic Grey.
-Pasamanería de la tienda Bazar X de Cartagena.
-Botones metálicos.
-Embellecedores de madera con forma de engranajes mecánicos.
-Plumas de pavo real (aquí en Cartagena, en el Castillo de la Concepción, hay un par de familias de pavos reales bastante generosos en cuanto a «tirar amablemente» plumas por todos los jardines -para que yo las recoja, por supuesto-).
-Bisagras de 4’7 cms.

Todo este proyecto fue creado desde el principio con muchísimo cariño para quien lo iba a recibir y creo que se nota bastante en el acabado final. Si bien no es perfecto… ¡Qué más da, me encanta!

Sinceramente, espero que lo disfrutéis y valoréis.

Besetes Pistachines! ; P

Publicado el

[Diario de Proyecto. Felicidad Café]: "20’s tea"

«20’s tea» es como quise llamar a la primera carta que hice para Felicidad Café. Como os dije, una de las ideas que tenía Marga para las cartas era que fueran de estilo vintage y de un París de los años 20 que, no sé a vosotras, pero a mi me enchocha.

En un principio, quería que todas las cartas siguieran un patrón -como anuncios antiguos- así que, hice un par de patrones con cartulinas viejas pero vamos, que del primer boceto al resultado final, hay un trecho bien hermoso.
De ahí a que pusiera en Facebook eso de: «De esto que tienes tu «#sketch» para #scrapbook ya hecho y cuando empiezas a usar el papel se te va al carajo porque te salen mejores ideas». True Story!.

Aquí, el antes y después. Desde la concepción inicial para hacer una visualización general hasta el resultado final. Para que se vea bien lo que primero fue y lo que conseguí.

sellos
Para «20’s Tea» hice dos sellos hechos a mano:
Por un lado, hice el sello de la taza, una taza de estilo victoriano que saqué de la página The Graphics Fairy -totalmente gratis-. Pero se quedó más sencillo que en la imagen, simplemente no aplicando el grabado para que se viera mejor el papel en el que estampé el sello.
El segundo sello fue el más original que he hecho hasta ahora, el poso de un vaso de café, para que diera un efecto descuidado y viejo a la carta.

PapelesLos papeles que usé para la carta fueron: «Tea Time», «Le fleur» y «Buttons a La Mode» y «Fashionista» de Graphic 45.

Fashionista
Fashionista

Decir lo que muchas ya sabéis es un poco recargar el post, pero los papeles -la gran mayoría- dan muchísimo juego a la hora de scrapear. Se puede usar el papel al completo o diversos elementos individuales que nos gusten del mismo. Por eso, en el caso de la carta «20’s Tea» para Felicidad café, desmigué el papel, lo deshice. Usé las tazas y flores individuales de la cara «a», por un lado y los bordes y rayado de la cara «b», por otro.

ComposiciónEstuve buscando alguna inspiración para las cartas, rebuscando entre antiguos anuncios de los años 20 en Pinterest (y de paso coleccionando) pero no hubo mucho material relacionado con el mundo del café, al menos no vi lo que yo quería encontrar.

Justamente, me fijé en un proyecto de Graphic 45 para realizar los primeros modelos de las cartas -arriba el sketch-. Iba a consistir en dos capas de papel estampado con varios elementos sueltos, sencillos y sin alzar mucho el proyecto en grosor. Los elementos iban a ser hexágonos imitando el panal de abejas y la tetera. Este último al final se quedó en la composición final pero…¿el panal de abejas? Todo se fue a freir monas cuando me puse a trabajar en serio con el material.
Por eso digo que, a veces, la improvisación es MUY buena por no decir que es lo mejor del mundo…ahí, ¡sin límites!. ¡Alegríaaaa!

Disculpad la calidad de las fotografías. En el momento de las fotos, o paraba de trabajar y perdía el ritmo o dejaba que salieran con demasiado brillo.

Insisto en la improvisación en el Scrap. Los patrones están muy bien, pero yo soy de las de «visualización difícil» por lo que, o me hago un croquis o voy a mi bola -como es costumbre en mí- . Así que me puse a cambiar y colocar de allí para acá trozos de papel y envejeciendo con tinta. Por que sí, TODAS las cartas, las 20, con sus pequeños elementos de papel, están envejecidos con tintas de bronce y cobre.

La carta está hecha para sorprender, pues de sorpresa se trata lo que sale de la tetera, bellas mujeres «de Roiboos» que están dispuestas a acompañar con un buen té o un buen café a quien levante la tapa que, por cierto, de la tetera salen motitas de humo rellenas de tazas de café, té y también teteras. ¡Grande!, ¡Grande el efecto! Me encanta.

Pues aquí la primera carta del Proyecto Felicidad Café. En breve la segunda carta que seguro que os gusta un…¡MONTONACO! y sin pistas, lalalala xD.

¡Espero que os guste!

Publicado el

[Experimentos] Hoy, "embossing".

Hoy, en Documentos Wachi Pistachi hablaremos de la experimentación con el polvo embossing sobre distintos materiales.

¡Pues eso! Entre coñas y tonterías mentales, como lo citado, me vino la inspiración de repente, así, a modo de flash. Más que el afán de hacer un post en plan moña, quise experimentar para mi propia satisfacción el alcance que puede tener el embossing en texturas básicas.

Con qué experimentamos?
Con qué experimentamos?

Empiezo con el experimento:

1) PIEDRA. Sinceramente no creía que funcionara aunque algo de esperanza sí que había. La verdad es que ha sido un poco decepcionante : ( De haber sido efectivo, ¡hubiera molado una barbaridad!

2) CARTÓN: Vamos, esto era apuesta segura. Pero quería aprovechar y bueno… xD

3) PAPEL KRAFT: Otra apuesta segura. Quería saber si la tinta «watermark» traspasaba el papel, pero en este caso, nada de nada. ¡perfecto! (Como el proceso de embossing es el mismo, simplemente pongo la foto para que se vea el resultado)

Máquina de escribir en papel Kraft
Máquina de escribir en papel Kraft

4) MADERA: El resultado sobre la madera ha sido sorprendente. Pensaba que iba a ser un cutrerío como el de la piedra. Pero no, ha tenido un efecto incluso mejor del que esperaba. Las vetas de madera dan un efecto chulísimo a sellos de temática vintage o victoriana.

Efecto perfecto sobre madera por las vetas.
Efecto perfecto sobre madera por las vetas.

En resumen, y haciendo una valoración general, el embossing es efectivo en materiales de carácter orgánico o vegetal porque absorven la tinta «watermark» y el polvo de embossing agarra que da gusto. Sobre elementos inertes, nada. Ni lo
pienso intentar de nuevo aunque me parece una pena, podría haber aprovechado su uso.

He de decir que, sin menospreciar la marca Aladine, he de probar otros polvos embossing (les he echado el ojo a los de Tim Holtz) creo que la textura ha de quedarse un poco más uniforme. Eso conocimientos ya me los dará la experiencia ^^

Resultados!
Resultados!

Espero que os haya gustado este post ^__^

Muchos besitos!!!