Publicado el

Álbum vertical “Raíces”

Raíces

¡Hola Pistachines!

¿Qué tal lleváis la entrada de año? ¡Nosotros bien! ¡Muy bien! ¡Mirando hacia el futuro preparados para todo lo que está por venir! ¿Y qué mejor forma de ver hacia dónde queremos ir que sabiendo de dónde venimos?

Hoy os queremos enseñar una idea de álbum de fotos muy especial -en formato vertical- usando una de las mejores colecciones del mundo mundial de la mano de Toga París: Cabinet de Curiosité.

Stack Cabinet de Curiosite

Mientras iba trabajando en este álbum fue naciendo poco a poco la entrada de Creando Recuerdos que ya os enseñamos. Fue un momento muy especial y muy bonito, aún cuando nuestras circunstancias eran tristes. Ahí fue cuando me di cuenta de que las fotografías son muy importantes porque congelan los recuerdos en pequeños instantes que podemos visitar una y otra vez sin perder nada de su esencia.

Para este álbum Raíces quería romper un poco con mi tónica habitual y no usar papeles oscuros, ni grunge, ni steampunk pero sí de estilo vintage. La colección Cabinet de Curiosité de Toga fue la perfecta elegida: estampados suaves y elegantes, gama de colores pastel, con diseños de insectos, aves, imágenes botánicas y ornamentales… Todo muy shabby chic.


💡 ” 

Lo primero que hice fue seleccionar los papeles que iba a usar, y como los papeles de los Bloc Decó de Toga son de una sola cara y de 140 gr., los pegué entre sí con cinta de doble cara para darle consistencia y gramaje similar al de un papel estándar de scrap. Aquí hay que ser cuidadosa para que las esquinas queden bien alineadas y no se tuerzan los papeles al pegarlos.

En base al tamaño de las hojas del bloc decó (15 x 20 cms.), hice la estructura en cartón gris: dos piezas de 16 x 21 cms., y una pequeña de 16 x 6 cms. que pegué entre sí con una cinta de tela de lino resistente (¡qué me encanta a mí el lino!) y un un buen adhesivo de encuadernar (La importancia de usar un buen adhesivo la aprendí en los talleres de Carrot Cake a los que asistimos en el Creativa 2016 ¡100% recomendables!). Cuando secó bien,  forré la estructura con papel básico de Elena Roche.

Usé los brads y los die-cuts de la misma colección añadiéndolos al álbum con unas gotitas de glossy acents y colocándolos alrededor de las imágenes para crear un efecto marco.
Además, le puse mi toque personal con un montón de elementos naturales: plumas, piel de naranja, hojas secas, ramas, conchas, caracolas y arena de playa. Me encantan este tipo de adornos porque, en contra de lo que se pueda pensar, es muy sencillo trabajarlos y son muy, muy agradecidos. ¡Además quedan genial!

Otra idea que comparto (imagen de abajo), es la que apliqué en esta página haciendo una especie de cordel de algodón simulando una red de pesca y queriéndole dar esencia a mar y playa con conchas, arena y textura en el fondo con un stencil de conchas.

Nerja

¡Oh sí, se me olvidaba! En este álbum introduje una novedad que anteriormente no había utilizado y tenía muchísimas ganas de aplicar:

El relato corto o microrrelato.

Al igual que hacemos scrapbooking para crear recuerdos y escribimos los momentos que hemos vivido en las fotografías, yo he querido -ya que me encanta escribir- recordar a mis familiares a través de microrrelatos que envuelvan esos recuerdos de una forma poética y delicada. Un recuerdo hecho verso

Cada página es única y especial, recordando a mis abuelos maternos, paternos y a mis padres. Las raíces de las que venimos y que no deben de olvidarse nunca.

Esperamos que os haya gustado esta entrada tan significativa para nosotros. Os animamos a que escribáis también vuestros recuerdos en forma de poema, relato o cuento.

¡Besines Pistachines!

 

Materiales

Deja un comentario